Evolución de la investigación balística: de la parafina al microscopio de barrido

439

Los cambios tecnológicos son constantes y han venido a fortalecer los procesos de investigación, tal es el caso de la prueba balística al momento de una escena de crimen donde han disparado un arma de fuego, debido a que antes los exámenes balísticos se realizaban con guantes de parafina para determinar la autoridad del hecho, no obstante, ahora se realiza mediante el microscopio electrónico de barrido.

Esta nueva técnica le ha permitido al Ministerio de Gobernación, Policía Nacional Civil (PNC) y al laboratorio de Criminalística del Instituto Nacional de Ciencias Forenses (INACIF), agilizar los resultados de la toma de muestras de la mano de una persona implicada en un hecho donde utilizaron arma de fuego.

El Laboratorio de Criminalística, desde 2011 cuenta con un nuevo aparato tecnológico como el Microscopio Electrónico de Barrido, que detecta partículas que se obtienen luego de realizar un disparo.

Dicho proceso tarde de 4 a 6 horas, porque realiza un barrido de toda la superficie del tomador de muestra, que es un tipo sello que recoge de la mano todas las partículas en caso haya disparado.

“Este nuevo proceso tiene la ventaja que realiza un análisis de detección de partículas, que existen en las manos luego de haber realizado un disparo; los elementos se fusionan y producen una sola partícula única que tiene de 3 a 5 micras, siendo imposible que las personas puedan verlo y no puede ser observado en cualquier microscopio, por lo que debe ser uno muy profesional como el que se utiliza en este laboratorio” explicó la jefa de los laboratorios de criminalística del INACIF, Ruth García.

 

Anualmente el laboratorio de criminalística realiza 500 procesos y la mayoría de los casos son requeridos por la fiscalía, para que los peritos rectifiquen los resultados de balística.

Evolución

Según García, la tecnología de la toma de muestra en mano ha ido evolucionando,  ya que hace 30 años se utilizaba el guante de parafina, pero dicho proceso era molesto para la persona.

Las técnicas fueron cambiando en el tema de análisis que realizan e iniciaron a utilizar el examen de absorción atómica, la cual detectaba los componentes de residuos de fulminantes pero por separado.

Estos cambios han sido de beneficio para los casos donde la PNC ha detenido presuntamente al responsable de haber utilizado un arma de fuego para cometer un hecho delictivo y donde fiscales del Ministerio Público, son los delegados en recoger las evidencias de la escena del crimen.

Profesionalización

Cada dos días por tres meses se realiza un proyecto de capacitación para que los agentes de la PNC, que lleguen a la escena del crimen, puedan manejar adecuadamente la detención de la persona que se sospecha disparó.

También, va dirigido a los técnicos de la Dirección de Criminalística del Ministerio Público, para que puedan recolectar las muestras en las manos de los presuntos responsables de disparar.

Es decir, que al momento que los agentes policiales detengan al sospechoso, técnicos del MP puedan colocar bolsas de papel en las manos de los detenidos para luego tomar muestra de la pólvora.

Todos los pines con los que se toma la muestra están debidamente embalados y sellados para evitar una contaminación.

Reporteje: Flor Ortiz
Fotografias: Fernando Delgado
Video: Noe Medina

COMPARTIR