Guatemala adquiere horno para incinerar precursores químicos 

625

Siendo Guatemala el único país en el mundo, que según sus leyes, el gobierno se encarga tanto de la incautación como la destrucción de la droga que se decomisa, este día el Quinto Viceministerio Antinarcótico presentó el Proyecto de Incinerador para precursores químicos.     

Este programa consiste en la instalación de un horno, que será utilizado para incinerar todas las sustancias químicas que desde el año 2010 a la fecha se han decomisado en el país, siendo alrededor de  3 mil 100 toneladas entre éstas: fenilacetato de etilo, metilamina, soda cáustica y ácido fenilacético,  acético, clorhídrico y sulfúrico. 

El Viceministro Antinarcótico, Oscar Dávila Mejicanos, indicó que anteriormente el Gobierno de Guatemala no podía manejar, almacenar y distribuir adecuadamente esos productos, y que ahora el país cuenta con un horno incinerador de última tecnología que tiene la capacidad para destruir 30 toneladas de sustancias químicas a la semana, lo que facilitará la destrucción de los precursores que se han incautado.

Con este nuevo proyecto,  el país tendrá la capacidad de destruir los precursores químicos que tiene almacenados, más los que logré incautar, en menos de 2 años, debido a que el horno tiene la capacidad para incinerar más de 30 toneladas por  semana.

Este horno que tiene un costo de Q 6 millones, fue donado por la Sección de Asuntos Antinarcóticos y Aplicación de la Ley –INL– de la Embajada de los Estados Unidos de América, quienes además se comprometieron a capacitar al personal para el uso y manejo del equipo.

El Ministro de Gobernación Francisco Rivas Lara, indicó que el Proyecto Incinerador es un esfuerzo de varios años, “esperamos el compromiso de todas las instituciones involucradas para que se inicie con la destrucción de la droga que tanto daño le hace a la  humanidad”.

El Ingeniero Químico Pieter Boehm, indicó que este horno  reúne todas las especificaciones técnicas que necesita el país para la destrucción de las sustancias químicas que se han incautado y trabaja bajo estrictos estándares ambientales aprobado por la Agencia de Protección Ambiental de Estados Unidos EPA.

El horno que ya se encuentra en el país será instalado en la Finca Estanzuela y Navajas, ubicada en el Municipio de San José del Golfo y se espera que esté en funcionamiento a finales del mes de agosto.

  • Nota: Wendy Álvarez.
  • Foto: Roberto López.
  • Video: Felipe Castillo / Antonio Reyes.
COMPARTIR