“Policía una labor que necesita de vocación”

343

El deseo de servirle a la población y contribuir a mantener la convivencia pacífica entre los ciudadanos, fue lo que impulsó a Elba Aju Lázaro a formar parte de  las filas de la Policía Nacional Civil (PNC), inmediatamente después de concluir su carrera de magisterio.

Aju Lázaro lleva ocho años como agente dentro de la institución policial y recuerda con nostalgia que sus aspiraciones por convertirse en policía comenzaron a sus 16 años y fueron creciendo con el pasar del tiempo, por lo que después de graduarse de maestra su siguiente paso fue ingresar a la academia de la PNC.

“Llevar este uniforme para poder ayudar a los demás, sin importar si los conocía o no, simplemente servir, fue una de las metas que tuve desde adolescente. Aún recuerdo cuando se lo dije a mi mamá y cómo ella me apoyó para que cumpliera este sueño y me llena de satisfacción saber que está orgullosa de mi por haberlo hecho, porque ésta es una labor que necesita de vocación” comentó Elba con la voz entrecortada.

Actualmente tiene 29 años de edad y se desempeña en el área de seguridad personalizada en las instalaciones del Ministerio de Gobernación, también ha realizado trabajo de campo en las calles y ha recibido cursos de seguridad presidencial en la Secretaría de Asuntos Administrativos y de Seguridad de la Presidencia de la República.

“Como parte de mis ambiciones profesionales quiero seguir capacitándome, especializarme en un área determinada para aprender más y poder aspirar a un rango más alto. Por ahora no tengo hijos, solamente estoy casada, por lo que antes de ser madre quiero avanzar profesionalmente” explicó la entrevistada con entusiasmo.

Como parte de su mensaje por el día internacional de la mujer, Aju Lázaro instó a sus compañeras a seguir adelante y a continuar con su preparación no solo para crecer como personas, sino para fortalecer el servicio de los ciudadanos.

Nota: Génesis Agustín

Fotografías: Jorge Ranchos

COMPARTIR