Con más de 108 máquinas traganíqueles o tragamonedas decomisadas, 10 tiendas o abarroterías selladas con orden de juez, 10 inmuebles inspeccionados, elementos de la Subdirección General de Investigación Criminal, de la División Especializada en Investigación Criminal y el Departamento de Investigación de Delitos Financieros Y Económicos de la Policía Nacional Civil y Fiscales del Ministerio Publico, llevaron a cabo un operativo policial.

Dichas maquinas son ilegales, derivado que promueven los juegos ilegales o de azar, donde los niños y jóvenes son vulnerables ante estas erróneas de juegos.

La evidencia decomisada queda en resguardo en las bodegas de la Municipalidad Capitalina, para las investigaciones correspondientes.