Agentes del Sistema Penitenciario asignados al Centro de Detención Preventiva para Hombres de Santa Cruz del Quiché, utilizan trajes biomédicos para llevar a cabo sus labores, con el objetivo de evitar el contagio y propagación del covid-19, en dicho recinto.

Medida que es parte de los protocolos de prevención que mantiene la entidad en mención, para proteger la salud tanto del personal penitenciario, como de los privados de libertad.

Esto derivado de los ocho casos de contagio de coronavirus que fueron detectados entre los agentes penitenciarios, días atrás en este centro carcelario, por lo que se continuará con la medida.

Nota: Génesis Agustín